Entrada destacada

El verano ya llegó

Que si verano por aquí, que si verano por allá… No se habla de otra cosa en estos días. Y no es para menos por la fuerza con que ha entrado ...

Busca en Galax Pictures Cine Blog

domingo, 14 de septiembre de 2008

De Dinamarca a USA


Tras el potente drama Después de la boda, la directora danesa Susanne Bier debuta en Hollywood de la mano de Dreamworks con el drama Cosas que perdimos en el fuego (Things we lost in the fire, 2007). Aunque se presentó en el Festival de San Sebastián el año pasado no se estrenó en las salas comerciales españolas hasta abril de este año.

La historia es la de una mujer con dos niños que se queda viuda y acoge en su casa al mejor amigo de su marido, un drogadicto en proceso de desintoxicación al que ella siempre había dado la espalda. Se teje así una maraña de emociones contenidas que incluyen sentimiento de culpa, búsqueda de redención, superación de la tragedia de perder a un ser querido en una situación violenta, sentimientos confusos, toda una montaña rusa emocional que gira en torno a una muerte repentina.

Halle Berry está muy correcta, hace una interpretación que no se puede reprochar pero tampoco es para elevar a los altares. Benicio del Toro en cambio llena la pantalla, hace un papel sensacional, demostrando una vez más que es un actor como la copa de un pino.

La película globalmente es poderosa pero tiene las emociones muy contenidas, quizá demasiado, lo que hace que pueda resultar algo fría, especialmente si se compara con Después de la boda, ya que es inmediatamente anterior y tienen un tono muy parecido, por lo que la comparación resulta casi inevitable. Quizá ese punto de frialdad pueda venir por una cierta dispersión de estilo, ya que se trata de una película propia del cine independiente americano apadrinada por un gran estudio y rodada al estilo post-dogma europeo. Una mezcla conceptual interesante pero complicada.

No obstante podemos concluir que Susanne Bier ha tenido un desembarco en la meca del cine bastante digno y la película es sin dudas un drama muy humano, muy poderoso y resuelto con eficacia.

6 comentarios:

Sesión Golfa dijo...

Tiene potencial para deslumbrar esta directora, estamos de acuerdo, amigo.

TRONCHA dijo...

Muchas ganas de ver a Benicio, este tio cada vez es más grande.

Saludos...

Ramón Ramos dijo...

Sesión Golfa,
sí, puede que esta mujer dé mucho que hablar a corto plazo.

Troncha
cierto que Benicio del Toro mejora con cada película que hace. Es increíble.

Saludos,

yatebale dijo...

Berry es especialista en el gesto de 'cariacontecida' no le pidas más, pero Benicio se transforma literalmente , y cuando es malo , vibras con él.

Aun no he visto esta peli, pero caerá en mis redes,

Gracias Galax!

Pablo dijo...

Aunque hay que reconocer, que no es una cosa del otro mundo, que se diga. Pero eso si, Susanne Bier, nos relata bastante bien uno de los grandes y graves problemas que tenemos hoy dia. Muy bien Benicio del Toro, cada dia mejor actor, y al igual que Halle Barry, recordandome bastante a la Leticia Musgove de "Monster's Ball". Saludos!!!
http://pablocine.blogia.com

Ramón Ramos dijo...

Yatebale
hablando de Benicio haciendo de malo, en sus inicios hizo de villano contra James Bond en "Licencia para matar" (1989).

Pablo
parece que hay unanimidad en que Benicio sobresale en el conjunto de la película.

Saludos,